Ejercicios de TaiChi

MEDITACIÓN EN MOVIMIENTO

EJERCICIOS DE TAICHI

Una práctica que proponemos adecuada para iniciarnos en los ejercicios de TaiChi Chuan de nuestra Escuela sería la denominada Bei Si Kou, que significa literalmente “filamentos invertidos anudados“.

En esta singular instrucción la disposición y movimiento de los brazos y manos pueden semejar “brazos espirales” como los observados en la Naturaleza o en la disposición de las galaxias, correspondiendo metafóricamente su núcleo al centro, el vientre o el principal punto energético DanTian.

Siendo Bei Si (curvas opuestas) las dos líneas que configuran una espiral en direcciones opuestas y Kou (nudo) la fusión de ambas líneas en el centro de lo que corresponde al Tai Chi, iniciaremos simulando rodear un globo imaginario entre las dos manos y a la altura del DanTian, ejecutando a partir de aquí el ejercicio que escenificará la Danza de los Opuestos mediante desplazamientos lentos, fluidos y circulares de los brazos y manos alrededor de la superficie de esta esfera. El tamaño de esta esfera imaginaria puede aumentar con cada una de las inhalaciones y su capacidad energética global se potenciará recreándola de manera flexible y acompasada al resto de todas las articulaciones.

Esta fascinante danza microcósmica nos será muy útil tras la constancia en su entrenamiento, para la comprensión de las secuencias de las Formas o TaoLu del Tai Chi Chuan, especialmente en el enlace de sus movimientos, aportando comprensión en los conceptos de tensión y relajación necesarios para alcanzar un equilibrio corporal y mental y sus poderosos beneficios que tu ahora puedes practicar siguiendo este video.

VIDEO EJEMPLO | CURSO MONITOR TAIJIQUAN Y QIGONG | BEI SI KOU

Pautas previas a la Práctica del TaiChi Chuan

Inicialmente adopta una postura calmada pero erguida (Wu Ji) durante el tiempo necesario hasta tener conciencia de la correcta ejecución de esta postura y su significado de estabilidad, …el vacío que todo lo contiene.
Realiza un recorrido llevando la conciencia por todo tu cuerpo en sentido descendente, procurando una Sonrisa Interior.
Centra la atención en cada gesto, siendo consciente de que el punto de partida es siempre tu Centro o DanTian inferior, así como el inicio en el resto de movimientos durante toda la Forma.
Muévete en el aire como si estuvieras en el agua y desarrolla tu sensibilidad para percibir la leve resistencia que ofrece este aire a tus manos.
Recuerda pisar primero con un pie “vacío” o sin peso, para ir “llenándolo” con lentitud y acabar enraizándolo de nuevo en la Tierra.
Procura mantener un ritmo constante e ininterrumpido durante toda la secuencia.
Durante la práctica mantén las rodillas ligeramente flexionadas, aunque en algunas partes esta flexión podrá aumentar ligeramente a modo de transición y facilitando así el cambio de peso con conciencia, el flujo de tu intención y de la Energía Vital o Qi.
La Forma tiene acciones Yin o vacías, en los que percibimos y otras Yang o llenas, y constantemente tus acciones participan con dualidad, obsérvalas.
Sé consciente de estos momentos de transición entre estas fuerzas, en el cambio de polaridad en cada mano y en cada una de las partes del cuerpo.
Mientras ejecutas el ejercicio, mantén tu respiración suave y calmada. Los párpados permanecen relajados, buscando la penumbra que mantenga tu mente atenta a lo que acontece.
Puedes experimentar con el proceso de respiración de forma suave, evitando siempre la hiperventilación. Sincroniza inhalación y exhalación en los gestos o incluso con el ritmo en el cambio de peso. Prueba incluso armonizarla con los cambios en el estado de tensión y relajación en la ejecución de las Fuerzas.

Una secuencia estratégica para iniciarnos

La posición WuJi y el origen del movimiento.Atendiendo a las pautas anteriores, procuraremos siempre adoptar la posición primigenia WuJi durante un período suficiente antes de realizar cualquier Forma de Tai Chi Chuan, conectando con el Qi del Cielo y la Tierra a través de la corona y la planta de los pies, las zonas energéticas Bai Hui y Yong Quan respectivamente.

Reflexionaremos sobre la manifestación de las polaridades Yin y Yang que observaremos mediante las acciones de las Fuerzas que descubriremos, así como la sutileza de los cambios que acontecen. El Qi, tras la apertura, estimulará los canales energéticos y el equilibrio se encontrará presente en todo el Camino como una experiencia vivencial.

Ya no es solamente la mirada, sino el espíritu quien sigue la intención que precede a la acción. Respira a través del DanTian y permanece con la lengua en el cielo del paladar, en la zona de Tian Qi, durante el resto del Camino para que el Qi del Yin y del Yang circule sin interrupción por los meridianos Du Mai y Ren Mai.

Inicialmente he escogido la secuencia de 10 movimientos del estilo Yang por varias razones, entre las cuales destaca la facilidad, simetría y riqueza concentrada, ya que recoge las Fuerzas fundamentales del Tai Chi, al tiempo que la riqueza de su misticismo.

Además, el recorrido que nos ofrece la hace factible en espacios reducidos. Un Maestro dijo una vez que cuando se interioriza la aplicación del Tai Chi que estamos realizando, la cantidad de movimientos que comprende la secuencia es anecdótica, pudiendo practicar durante horas, días o años con tan solo alguno de ellos.

Esta síntesis también es una de las más populares al corresponder con algunos movimientos de la conocida Forma de 24 de Beijing del estilo Yang y por tanto suele ser indicada para principiantes. Observamos en ella un carácter simétrico donde cualquier expresión realizada hacia un lado la repetimos hacia el opuesto, y lo que ejecutemos al avanzar lo repetiremos con el paso contrario. En adelante nos será más cómodo resolver otras secuencias con mayor número de movimientos que enriquecerán nuestros conocimientos iniciales.

En nuestra Escuela de Tai Chi presencial iniciamos el estudio de las aplicaciones del Tai Chi con diferentes Formas indistintamente, pero mediante secciones o reducciones en los inicios del aprendizaje, de esta manera podemos estudiar diversas perspectivas del Qi, aunque reconociendo en todas ellas los fundamentos y bases de la aplicación original.

Es frecuente e interesante comenzar como decía por una secuencia corta o sencilla, como la propuesta a continuación, para pasar después a secuencias más extensas, como la de 24 movimientos o la “Forma Madre”, secuencia larga del estilo Yang de 108. Considero conveniente esta estrategia, puesto que en las siguientes secuencias más complejas reconoceremos muchos de los ejercicios que ya hemos aprendido y bajo los mismos fundamentos, pero con las variantes representativas de la propia secuencia.

Es en esta parte del aprendizaje cuando debemos reconocer el uso de la respiración sincronizada al movimiento entre otros muchos aspectos, procurando concentrarnos en la armonía o evitar tensiones en las posturas inadecuadas, preparándonos de esta forma para el desarrollo en el futuro de secuencias o prácticas más avanzadas.

Forma de 10 movimientos de TaiChi Chuan del estilo Yang

La ejecución de la secuencia se realizará a un ritmo lento y sin aplicar la fuerza física, pudiéndose practicar completa o por secciones. Según el nivel de experiencia se introduce la sincronización de la respiración con los ejercicios realizados. Progresivamente, en el transcurso de su comprensión y conocimiento, interiorizaremos el recorrido del Qi. Si posees algún tipo de limitación en las capacidades físicas o mentales es imprescindible que procures un asesoramiento personalizado o consultes con un experto antes de recrear la siguiente práctica.

VIDEO EJEMPLO | CURSO MONITOR TAIJIQUAN Y QIGONG | FORMA YANG DE 10 MOVIMIENTOS

Las imágenes a continuación son tan solo una muestra reducida como soporte a las explicaciones y detalles de cada movimiento. Te recomendamos utilizar el vídeo anterior como soporte a las prácticas que realices desde casa.

  1. Abrir la Forma y Elevar el Agua. WuJi QiShi. Ti Shou Shang Shi

Unificar el Qi del Cielo y la TierraEn esta manifestación del equilibrio del Yin y el Yang muchos ven reflejado el Hexagrama 35 del I Chin, compuesto por el Sol y la Tierra simbolizando el amanecer o la unificación con el Cielo y la Tierra. De cara al Sur. La Luz de la Noche en el Oeste es indicadora del trayecto que se dispone a realizar y recreando una elíptica, mientras el espíritu la observa y abrimos un paso hacia la izquierda.

Para ello desplazamos mentalmente el peso del centro de gravedad en el DanTian hacia el lado derecho, con lo que trasladaremos con lentitud y facilidad el pie izquierdo hacia el Este, quedando las piernas abiertas a una anchura similar a la de los hombros.

Tus manos ascienden paralelas desde el DanTian principal hasta tus hombros, al tiempo que exhalas el aire que tengas en tus pulmones. Descendiendo lentamente de nuevo hasta su punto de origen, es aquí, donde realizamos una inhalación profunda. Exhala lentamente ahora ya por tu DanTian. Esta ascensión y descenso podemos recrearla aumentando la amplitud de los brazos, de forma circular como lo representado en Formas más antiguas o avanzadas, representando la Unificación del Qi de la Tierra y el Cielo en el Centro del Ser.

Manifestamos la existencia, el Verbo, y nos disponemos a Ser, la expresión y el desplazamiento y por tanto a representar la creación del espacio y el tiempo mediante las diferentes fuerzas del Universo, de la Naturaleza y que derivan de la polaridad del Yin y del Yang.


  1. Retroceso del Mono. Dao Juan Hong

Retroceso del monoAlzamos la mano izquierda ante nosotros, al tiempo la mano derecha es alzada hacia su costado, al Oeste y a la que seguiremos más que con la mirada, con el espíritu e intención.

La conciencia debe estar en ambas manos y en la esfera Qi que visualizamos en cada una de ellas y que se reunirá lentamente dirigiéndonos hacia el frente, el Sur.

La mano derecha queda enfrente de la izquierda, sin tocarse y reemplazan sus posiciones, sus Fuerzas y polaridades. Repetiremos el mismo ejercicio de manera simétrica hacia el Este.


  1. Cepillar la rodilla y empujar. Luo Xi Ao Bu

Cepillar y empujarLenta e ininterrumpidamente, nuestra dirección es hacia el Oeste y el sutil empuje de las manos desplaza el Qi de la derecha hacia adelante y el de la izquierda al costado.

El movimiento de la cintura, la rotación de las articulaciones y el vacío-lleno de las extremidades es siempre armonioso y acompasado a la respiración.

La acción simétrica hacia el Oeste se efectuará con plena conciencia en el Centro, antes incluso de ejecutarse.


  1. Acariciar la Crin del Caballo Salvaje. Ye Ma Fen Zhong

Acariciar la crin del CaballoPasando por el centro, con el cuerpo hacia el Sur y la conciencia en el Bei Si Kou que nace siempre en el DanTian, la Fuerza de dispersión de Peng es realizada dirigiéndonos al Este.

Las Esferas de nuestro Qi externo son dirigidas por los puntos LaoGong de la mano derecha e izquierda, la izquierda hacia arriba, como la cabeza de un caballo salvaje, la derecha a modo de acariciar su crin, expande también hacia su polo opuesto.

A continuación y tras realizar Bei Si Kou en el Centro, repetimos la acción hacia el Oeste.


  1. Mover las Manos como Nubes. Yun Shou

Mover manos como nubesNuestra posición aparente es hacia el Sur, aunque la acción la iniciemos en diagonal, de Suroeste a Sudeste y con el nacimiento y conciencia de la espiral en el DanTian.

Como rueda, olas o nubes, las manos realizan Bei Si Kou de forma amplia con un desplazamiento a la izquierda y retornando hacia su lugar de origen, hacia la derecha.

Algunos atribuyen el origen de esta acción en el Hexagrama 3 del I Chin, donde el Trigrama superior Kan cabalga sobre Chen, la ola o el caballo. El desarrollo de la fuerza interna es facilitado gracias al enraizamiento.


  1. El Gallo del Alba sosteniéndose sobre una pata. Jin Ji Du Li

El Gallo del AlbaAvanzamos hacia el Sur, primero alzando la rodilla derecha y después la izquierda, recreando al Gallo sosteniéndose con una pata.

De manera menos romántica la acción física debe detectar un trabajo de estiramiento del deltoides lateral, aunque un trabajo consciente de equilibrio llevará nuestra intención y el Qi, con la mano izquierda hacia el Este y abajo mientras con la derecha lo mostrará y proyectará hacia adelante, para repetirlo con un nuevo paso hacia adelante.

El Jin Ji Du Li ha sido producto de extensos estudios sobre la salud, puesto que su práctica individual estimula, equilibra y previene de un amplio abanico de enfermedades según expertos en la Medicina Tradicional China.


  1. Patada de talón. Deng Jiao

Patada de talónMísticos del I Ching nos recuerdan la similitud de esta acción con el Hexagrama 22, donde el Trigrama superior extiende sus alas sobre la mirada del inferior, Li.

Con un nuevo paso hacia el Sur las manos actúan como alas, extendiéndose en arco y hacia arriba, colocando la delantera, en este caso la derecha, por encima de la vista.

Una esfera de Qi en ella y otra opuesta en la izquierda, alzando lentamente la rodilla estiramos la pierna para mostrar el talón hacia adelante para retroceder finalmente a su punto de origen. Colocada la pierna avanzada procederemos igualmente con la pierna contraria, en un nuevo paso y con el espíritu ante nosotros.


  1. Agarrar la cola del Pavo Real. Zuo Lan Que Wei

Agarrar la cola del PájaroAl finalizar el ejercicio anterior dispondremos ante nosotros el Qi a modo de sostener una amplia esfera que se expandirá en este primer movimiento, se trata de Peng, ahora hacia el Oeste y con la finalidad de encadenarlo a una secuencia que comprenderá las cuatro primeras Fuerzas de un total de 13 que comprende el ShiSan Shi, las Fuerzas del TaiChi (4 Lados, 4 Diagonales y 5 Elementos).

Zuo Lan Que Wei moverá el Qi de las manos y pies reconociendo el cambio continuo e ininterrumpido de sus polaridades, vaciando y llenando las extremidades mientras encadenamos Peng, Lü, Ji y An, recreados siempre desde y hacia el DanTian. Repetiremos hacia el Este.


  1. Manos en Cruz. Shizi Shou

Cruzar la manos para recoger el Qi.Recogiendo la anterior acción, descenderemos el Qi hacia la Tierra y cruzando ambas manos lo volveremos a ascender, bajando de nuevo lentamente las manos y el Qi para dejarlas en paralelo a nuestro cuerpo.

Volvemos a recordar el retorno al origen y la condición cíclica de la creación, recreando la premisa taoísta que realizamos también al inicio al escenificar la reunión del Qi de la Tierra y el Cielo en el Centro del Ser, Dan Tian.


  1. Cierre de la Forma. Shou Shi

Volver a WuJi para el Cierre de la FormaEl Qi del Cielo ha realizado su recorrido en una amplia elíptica a la que hemos seguido en el Camino y es ahora la Luz del Dia la que ilumina el trabajo (y al espíritu) al finalizar la secuencia.

Con ello y ascendiendo el Qi desde la Tierra, por los pies y hacia el DanTian, nuestra conciencia desplaza de nuevo el centro de gravedad, en DanTian, hacia la derecha, para poder así desplazar la pierna vacía y el pie al punto de origen.


Por último tras este Tao Lu, llevaremos todo el Qi en DanTian realizando el sello de Xiu Lian; es decir, prestaremos toda la atención e intención a la parte central en la que recogeremos todo el peso. En el video a continuación damos Luz al su significado.

VIDEO EJEMPLO | CURSO MONITOR TAIJIQUAN Y QIGONG | EL SELLO DE XIU LIAN

¿Cómo aprender?

¿QUIERES SABER MUCHO MÁS?

Curso Online de Monitor/a de TaiJiQuan (TaiChí) y QiGong (ChiKung)
TAICHI ONLINE
Programa, titulación, precios… Toda la información sobre el Curso Online de TaiChi (TaiJiQuan) y QiGong (ChiKung).

Promoción Cupón Descuento Curso

Práctica presencial de TaiJiQuan (TaiChí) y QiGong (ChiKung)
TAICHI PRESENCIAL
Horarios, precios… Toda la información sobre la práctica presencial de TaiChi (TaiJiQuan) y QiGong (ChiKung) en nuestras instalaciones de Terrassa, Barcelona.

Promoción | Sesión gratuita presencial - Yùyán
Abrir chat